lunes, 24 de diciembre de 2018

El robot mensajero del futuro

Postmates es una empresa de logística estadounidense, lleva a cabo cuatro millones de entregas mensuales en más de 550 ciudades de Estados Unidos. Hace un año y medio, la compañía contrató a Kashani porque quería participar en la aventura de traer los robots a la compañía.

En uno de sus proyectos de desarrollo ha nacido Serve, un robot de casi un metro de altura, cuya forma nos recuerda muchísimo a la de un carrito de la compra.

El problema que tenía que resolver Postmates era un problema de distancia. Si bien el 90% de las entregas de la compañía se realizan en automóviles, más de la mitad de las mismas tienen que hacerse a muy poca distancia.

Esto implica un esfuerzo enorme de tiempo y paciencia. Lo que hacen los empleados de Postmates es tomar un auto ir a hacer el recado, aparcar y luego volver , aparcar y formalizar la entrega al cliente. Moverse en un vehículo que pesa dos toneladas para entregar un artículo que cuesta apenas unos pesos es un derroche de medios y tiempo .

Postmates ha pensado en Serve como una gran solución a este problema de derroche de recursos. Serve irá a las tiendas, recogerá los paquetes, y subiendo al coche del empleado, que estará esperándoles dentro, para conducir hasta el punto de entrega. Luego el robot bajaría para hacer la entrega al cliente.

La compañía tiene previsto incorporar en breve una flota de Serve en sus mercados clave.

No hay comentarios:

Publicar un comentario